1 Minuto Huelva

Salud declara «no apta para consumo» el agua del núcleo urbano de Nuevo Portil, en Cartaya

Se ha resuelto la prohibición del uso del agua suministrada a través de la red para su bebida, así como para la preparación de alimentos con la misma, pudiendo utilizarse para higiene personal y limpieza.

La Consejería de Salud y Consumo, a través de su Delegación Territorial en la provincia de Huelva, ha emitido este lunes la resolución por la que se declara la «no aptitud para consumo humano» del agua distribuida en el núcleo de población de Nuevo Portil, en el municipio de Cartaya, tras confirmarse analíticamente que supera los valores de trihalometanos establecidos en la norma para este parámetro químico.

Según ha indicado la Junta, se ha resuelto la prohibición del uso del agua suministrada a través de la red para su bebida, así como para la preparación de alimentos con la misma, pudiendo utilizarse para higiene personal y limpieza.

Esta resolución conlleva el requerimiento al gestor de esa red de distribución, por parte de la Delegación Territorial de Salud y Consumo, de la obligación legal de establecer un suministro alternativo de agua apta para el consumo para la población mientras dure la situación.

El Ayuntamiento deberá comunicar a la población afectada la calificación del agua y los usos permitidos y deberá analizar diariamente este parámetro hasta que los valores vuelvan a los límites permitidos de acuerdo con la normativa.

Por parte de la Delegación Territorial de Salud y Consumo se realizará un seguimiento continuo de las medidas adoptadas y de los resultados de la vigilancia analítica del agua de la red.

AMPLIACIÓN +1MINUTO

Giahsa, la empresa pública de la Mancomunidad de Servicios de la Provincia de Huelva, ha trasladado tanto al Ayuntamiento de Cartaya como a su empresa suministradora del agua, Aqualia, su plena disposición para colaborar de manera que «cuanto antes» pueda resolverse el episodio sanitario generado en la zona de Nuevo Portil con la declaración por parte de la Junta de Andalucía del agua como «no apta para el uso alimentario».

Según ha indicado la entidad, el director ejecutivo de Giahsa, Santiago Ponce, ha mostrado su convencimiento en que la situación se solucione «cuanto antes», si bien ha aclarado que «esta declaración sanitaria se circunscribe al ámbito del término municipal de Cartaya».

«Por el contrario, los usuarios de Giahsa, tanto de El Portil como del resto de núcleos de población, no están afectados y pueden seguir haciendo uso del agua suministrada por nosotros con total normalidad», ha añadido.

Aunque tanto en la zona gestionada por Aqualia como en la de Giahsa el abastecimiento se realiza través de la Estación de Tratamiento de Agua Potable (ETAP) situada en Aljaraque, los valores analíticos están dentro de lo que marcan las normas, tanto en la salida de la ETAP como en las redes interiores de El Portil, habiéndose superado solo en Nuevo Portil, término municipal de Cartaya gestionado por Aqualia.

Santiago Ponce ha ofrecido la «completa colaboración» con todos los medios a su alcance para lograr que, «en el menor tiempo posible, los niveles de trihalometanos detectados por la autoridad sanitaria en esa zona vuelvan a estar por debajo de los valores normativos establecidos».

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Comenta la noticia: