1 Minuto Huelva
Image default

Huelva enloquece con el ascenso del Recre

El autobús del Recreativo llega a la fuente de la Avenida de Andalucía entre las sirenas del parque de Bomberos.

Tan agónico como vibrante fue el partido final por el ascenso a Primera RFEF. Empate a uno tras 120 minutos y un ascenso para el Recreativo que lo lleva a la tercera categoría del fútbol español para la temporada que viene, a un paso del fútbol profesional. El Decano logró ante su afición, que lo llevó en volandas en los momentos más difíciles, el segundo ascenso consecutivo. Y lo hizo ante el Polideportivo Cacereño, que puso cara su eliminación. Los visitantes se adelantaron en el marcador en el minuto 5 de partido.

El partido, como todas las finales, estuvo cargado de nervios e imprecisiones sobre el terreno de juego y de pasión y alegría desatada en la grada. Hasta entonces, mil detalles que hacen que el partido sea ya histórico en los 133 años de vida del Decano del fútbol español.

Los albiazules hicieron una mala primera parte. En la segunda supo reaccionar con los cambios que introdujo Abel Gómez. Dopi puso las tablas (minuto 66) y se desató el delirio en la grada. De ahí hasta el final, con prórroga incluida, nervios e imprecisiones en ambos equipos, que no aprovecharon en beneficio propio. Al final, al Recre le valió el empate por haber tenido una mejor clasificación en la Liga. Y pudo, tras un año muy sufrido, lograr el ascenso de categoría a Primera RFEF.

AMPLIACIÓN +1MINUTO

Una marea albiazul inundó las calles de Huelva, con miles de personas portando banderas y bufandas del Recre.

La ciudad sabía que iba a ser fundamental para lograr el objetivo. Por eso, desde el mediodía ya Huelva sonaba a recreativismo y se revestía de azul y blanco en sus calles y plazas. El punto de encuentro para la afición se fijó en la plaza Niña. Desde allí, a las cinco de la tarde, comenzó a subir la marea del Decano por la Gran Vía hasta convertirse en un tsunami de bufandas, banderas y cánticos que inundaron por completo la capital onubense. La llegada de las miles de personas que marcharon hasta el Colombino se produjo minutos antes de la aparición del autobús del Recre. La locura se hizo presente en los aledaños del estadio de la ría y llevó en volandas el autocar del equipo. Y entre camiseta albiazul y camiseta albiazul, un buen número de seguidores de verde Cacereño en perfecta armonía. Ni un solo incidente y buen ambiente entre los dos bandos.

El autobús del Recre llegó al estadio Nuevo Colombino rodeado de miles de aficionados albiazules.

Dentro del estadio, una previa de ensueño. Mosaico y tifo espectacular. Y para rematar la faena se cantaba el himno del Recreativo, primero en su versión del 125 aniversario; luego el del centenario. Momentos inolvidables para los onubenses.

Las gradas del estadio formaron un mosaico albiazul mientras la afición cantaba el himno del Recre del 125 aniversario.

Todo parecía encarrilado pero cuando comenzó el partido, a los cinco minutos, error en defensa y gol de los extremeños. 0-1 que dejaba sin ascenso al Decano. Quedaba todo el partido pero los nervios atenazaron al equipo que pudo terminar la primera parte perdiendo por más goles. Sin embargo, los cambios de Peter y, sobre todo, Nacho Heras, dieron otro aire al equipo de Abel Gómez, que en la segunda parte apretaron al Cacereño hasta que logró empatar con gol de Dopi (minuto 66), tras numerosos rechaces. Nunca sonó tan fuerte el Nuevo Colombino, que llevó al equipo en volandas al empate. Desde ese momento, acercamientos para unos y otros, jugando más con el corazón que con la cabeza hasta el final de los 90 minutos. Hubo que jugar prórroga ahí todo fue agonía. El Decano aguantó las envestidas del Polideportivo Cacereño, que fue con todo a por el ascenso. Los albiazules no tuvieron la serenidad de matar el partido al contragolpe. Hasta el 122 de encuentro hubo agonía, instante en el que el colegiado pitó el final del partido y el Recre consumaba el ascenso.

Los jugadores salieron al césped del Colombino cuando se calmó la euforia inicial para celebrarlo con la grada.

Hubo invasión de campo de la afición, incontrolada ante tan desmesurada alegría. Y confraternización entre recreativistas y cacereños sobre el césped del Colombino. También, cuando pudieron, los jugadores saltaron al campo para celebrarlo con la grada.

Mientras se celebraba la rueda de prensa del entrenador del Decano irrumpieron los jugadores para seguir festejando.

Tras la rueda de prensa de Abel Gómez, que definió la temporada como dura, y la ducha de los futbolistas, volvió un año más la cita con la fuente de la avenida de Andalucía. Allí los bomberos sacaron sus vehículos, encendieron las sirenas y recibieron al autobús del Recre como se merecía. Hubo fuegos artificiales, cánticos y vítores para una noche sinfín que pone broche de oro a una temporada donde el Decano ha vuelto a lograr un ascenso.

Tras la tempestad llegó la calma a la ría, que lució los colores del Recre sobre el Muelle de la Compañía de Riotinto.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Comenta la noticia: