1 Minuto Huelva

La comunidad educativa del IES San Blas de Aracena denuncia «el hacinamiento» del alumnado y la peligrosidad de las instalaciones

Alertan del «riesgo de derrumbe» de techos en algunas aulas, con cubiertas en «muy mal estado», goteras en pasillos y aulas e instalaciones que «incumplen la normativa de seguridad«.

En el arranque del curso académico 2023/24 familias y docentes de Aracena han denunciado el «abandono» de la Administración y, en concreto desde el IES San Blas se ha puesto de relieve «la grave situación en la que se encuentran».

Aseguran que hay grupos con hasta 37 alumnos y alumnas hacinados en aulas diseñadas para 25, «con ratios generalizadas muy elevadas y en algunos casos ilegales».

Además, alertan sobre las instalaciones, con aulas con riesgo de derrumbe de los techos, cubiertas en muy mal estado, goteras en pasillos y aulas, incumpliendo la normativa de seguridad, así como ventanas y puertas de los años 50, entre otros numerosos desperfectos.

En este curso, asimismo, insisten en que continúa la falta de personal de servicios. En relación al grupo de ordenanzas, por la mañana sólo se dispone oficialmente de 4 para atender a 1000 alumnos 100 profesores en los cinco edificios que deben cubrir. Cuando se produce alguna baja o permiso, como ocurre en el inicio del presente curso, «se encuentran grandes dificultades para atender todo el centro: abrir puertas (en caso de emergencia no habría ordenanzas suficientes), vigilar los pasillos, recibir a las familias en la puerta central o dar información». E

En cuanto al personal de limpieza, al haberse reducido el número, no se dispone de nadie que realice el turno de la mañana. Se añade el problema de la no cobertura de las bajas hasta los dos meses. Además, falta profesorado «para atender las necesidades de un centro tan complejo».

Por otra parte, esta comunidad educativa, subraya que hay una sola orientadora para un centro de 1000 alumnos que proceden no solo de Aracena, sino de toda la comarca (Fuenteheridos, Alájar, Corteconcepción, Castaño-Valdelarco, Los Marines, Cortelazor, Puerto Moral, Cañaveral de León, Linares de la Sierra, Santa Ana la Real, Higuera de la Sierra, Jabugo…).

Por otro lado, «los grupos de diversificación están abarrotados y no puede garantizarse la atención individualizada y las necesidades educativas especiales».

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Comenta la noticia: